• San Martín Tucumán
Futbolargentino.com Buenos Aires Viernes, 08 / Feb / 2019

Lluvia de goles entre Tigre y Banfield

Empataron 4 a 4 en Victoria, un récord para la Superliga.

Lluvia de goles entre Tigre y Banfield
No se cansaron de hacer goles en Victoria. (Foto: @SportsCenter)

No fue uno, tampoco dos, ni siquiera tres o cuatro… sino ¡ocho goles! Tigre y Banfield protagonizaron un verdadero partidazo en el inicio de la fecha 18.

Este registro significó todo un récord para la Superliga que hasta el momento tenía seis tantos de máxima en un sólo encuentro. Y una perlita: entre ambos equipos marcaron más que Argentinos Juniors en todo el torneo.

Pero no sólo hubo goles, también tres penales, un expulsado y tiros en los postes. Imposible aburrirse con este contexto. Federico González, en dos ocasiones (30´y 47´), Walter Montillo (35´) y Lucas Janson (40´) desde los doce pasos anotaron para el local.

Por su parte, para el Taladro gritaron: Agustín Fontana (9´ y 46´) y Jesús Dátolo (22´ y 47´, los dos de penal). Ignacio Canuto, de Tigre, vio la roja a los 69 minutos.

Para Mariano Echeverría, “el resultado fue anormal y la necesidad de ganar tuvo mucho que ver”. El DT agregó: “No estamos logrando mantener los resultados positivos. Tenemos una gran pelea y es contra los errores individuales nuestros”.

“Todos los partidos sufrimos alguna expulsión; hoy hubo muchas cosas que no me gustaron”, continuó.

Por su parte, el volante Walter Montillo lamentó la expulsión: "Hubiésemos tenido una posibilidad al final si terminábamos con 11", dijo. Para él fue "un partido raro y triste". Y continuó: "La ilusión de quedarnos en primera está muy lejos", admitió. 

Goles y muchas emociones en el primer partido de la fecha 18. (Foto: @SportsCenter)

Tigre está último en la tabla de los promedios con 0.986. Un escalón más arriba se ubica San Martín de Tucumán (1.000). Los otros dos que también padecen en la zona roja son: Belgrano de Córdoba (1.081) y Patronato de Paraná (1.121).

Hernán Crespo, entrenador de Banfield, consideró que hubo "gente de alto rendimiento" y otra la cual "no estuvo a la altura".

"Hicimos un gol increíble y no aguantamos ni sacar del medio. Eso molesta. Pero también es parte de todo esto, del proceso, de gente joven que se tiene que equivocar, que tiene que acertar", analizó.

"Quedábamos desacoplados abajo y entramos en un pánico que no debería haber pasado. Que nos hicieran cuatro goles no me gustó para nada. La mayoría fue evitable. Tenemos que trabajar mucho para mejorar en el aspecto defensivo", opinó. 

Y el descargo continuó: "Para muchos el 4 a 4 pudo ser divertido pero a mí no me gustó. Personalmente fue un paso para  atrás por todo lo que habíamos hecho".

Redacción Fútbol Argentino - Futbolargentino.com