Selección Argentina vs Canadá, episodio 2: ¿Qué ha cambiado desde el debut en la Copa América?

Luego del primer partido en Copa América, la Selección Argentina se volverá a cruzar ante Canadá, esta vez por las semifinales.

Foto: EFE
Foto: EFE

Luego del primer partido en Copa América, la Selección Argentina se volverá a cruzar ante Canadá, esta vez por las semifinales.

Casi tres semanas después del partido inaugural donde la Albiceleste se quedó con el triunfo por 2-0 (goles de Julián Álvarez y Lautaro Martínez), la Selección Argentina y Canadá vuelven a enfrentarse, esta vez en busca de la final de la Copa América.

¿Qué ha cambiado en Argentina y Canadá en ese tiempo?

1.- Canadá, un equipo más trabajado y lleno de confianza

Cuando echó a rodar el torneo en el Mercedes Benz Stadium, el 20 de junio, el técnico estadounidense Jesse Marsch no llevaba más que 36 días en el cargo y dos partidos amistosos (contra Países Bajos y Francia) para hacer pruebas.

Tres semanas y cuatro partidos oficiales después, Canadá es un conjunto más experimentado, que ha sabido competir y tiene más interiorizados los automatismos que quiere su entrenador.

2.- Argentina; refuerzo anímico, pero también primeras dudas

La clasificación para la semifinal tuvo para Argentina dos consecuencias: Un importante refuerzo anímico, porque se sobrepuso al gol del empate cuando ya celebraba y, después, al fallo de Lionel Messi en el penalti que abría la tanda.

Pero también las primeras dudas. En el primer tiempo, Ecuador desactivó por completo el centro del campo albiceleste, que no pudo conectar ni con Messi ni con Lautaro Martínez. Argentina tardó más de 20 minutos en lanzar al arco de la Tri.

En el segundo tiempo, con el paso adelante de los ecuatorianos acabó sufriendo, especialmente tras encajar el gol de Kevin Rodríguez.

3.- Canadá, muchas ocasiones y pocos goles

La selección de Jesse Marsch crea ocasiones pero no las concreta. Se ha plantado en semifinales con dos goles en cuatro partidos. Y dos de ellos, frente a Perú y Chile, los jugó con superioridad numérica.

Contra Venezuela, en cuartos, vivió al borde del infarto por no definir todo lo que creó al contragolpe.

4.- 'Los Martínez' sostienen a la campeona

Emiliano Martínez y Lautaro Martínez, principio y final de la Albiceleste, han sostenido al conjunto de Lionel Scaloni.

'Dibu' convertido en una leyenda por su efectividad en las tandas de penales, llegó imbatido al partido de cuartos, con intervenciones decisivas en todas las salidas.

Lautaro es el artillero de la Copa, con cuatro goles en cuatro partidos. Marcó el de la tranquilidad frente a Canadá y desatascó los partidos frente a Perú -dos goles- y Chile. Solo se quedó inédito ante Ecuador.

A ellos se unió, en cuartos, otro Martínez, Lisandro, titular en el centro de la zaga en tres de los cuatro partidos y autor del gol contra la Tri.

5.- Seis canadienses han jugado todo, en Argentina solo 'Dibu'

Jesse Marsch tiene un bloque en el que confía a ciegas. Hasta seis jugadores de su plantilla han disputado todos los minutos, mientras que otros cinco (al margen de los dos arqueros suplentes) viven la Copa América como espectadores de lujo desde el banquillo, sin haber intervenido en ningún partido.

El portero Maxime Crépeau; los defensas Alistair Johnson, Möise Bombito y Alphonso Davies; el centrocampista Stephen Eustáquio; y el delantero Jonathan David han sido imprescindibles para el técnico estadounidense.

Lionel Scaloni, al contrario, utilizó a todos los jugadores de campo en la primera fase. Solo el arquero Emiliano Martínez lo ha jugado todo.

6.- El debate del 9

No ha habido conferencia de prensa en la que no se le haya preguntado a Lionel Scaloni por Julián Álvarez y Lautaro Martínez. Y la respuesta siempre ha sido la misma; que elige para cada partido a los que cree que están mejor y que, por qué no, los dos pueden jugar juntos.

Julián fue titular en los dos primeros partidos. Lautaro entró en la formación inicial en el encuentro de los 'meritorios', cuando ya clasificado a cuartos Scaloni puso a los menos utilizados. 'El Toro' aprovechó su oportunidad, marcó los dos goles contra Perú y se ganó un puesto en el once frente a Ecuador. Su juego, sin embargo, palideció en cuartos de final.

7.- Las ganas de revancha de Marsch  

"Queremos hacer el partido de nuestras vidas", dijo Jesse Marsch al clasificarse a las semifinales. Pese a que ha superado con creces las expectativas, para el entrenador de Canadá no es una cita más.

Marsch fue muy crítico con el árbitro de la jornada inaugural, el venezolano Jesús Valenzuela, porque consideró que aplicaba un doble rasero. Fue, además, quien denunció que Argentina pasaba más tiempo del estipulado en el vestuario durante el entretiempo, lo que después le acarrearía un partido de suspensión a Scaloni.

Tiene además otra motivación. La federación estadounidense no lo tuvo en cuenta cuando buscaba seleccionador. Con Estados Unidos eliminado en la fase de grupos, tiene la gran ocasión de demostrar la magnitud de su error.

8.- El rendimiento de Messi

Aún dejando detalles de su gran clase, el rendimiento de Messi, sobre todo en cuartos de final, ha dejado dudas sobre su estado físico. El capitán argentino jugó todo el partido contra Ecuador y se ha entrenado con normalidad, tras recuperarse durante una semana de la lesión en un aductor que sufrió contra Chile, pero contra la Tricolor su juego fue demasiado intermitente.

Además, sin acierto ante el arco rival, ni siquiera en la tanda de penales, Messi ha fallado claras ocasiones que le habrían abierto la puerta de los máximos artilleros del torneo, Zizinho y Lucho Méndez, de los que le separan tan solo cuatro goles.

Pese a todo, sigue provocando pánico en los rivales y Jesse Marsch cree que fue una de las claves de la derrota en la jornada inaugural (2-0). "Vamos a necesitar una mejor marca sobre Messi. Lo dejamos correr mucho al espacio en aquel encuentro", apuntó el entrenador de Canadá tras vencer a Venezuela.

Artículos Relacionados

+ Artículos

Lo más leído en la Selección

Lo más leído en futbolargentino.com