Barcelona no logró la gesta y fue eliminado de la Champions League por el PSG

Barcelona se despidió de la Champions League al ser eliminado en octavos de final por el PSG.

Actualización • Mié, 10 / Mar / 2021 7:17 pm

SÍGUENOS EN:

Google News
Barcelona no pudo remontar al PSG en Champions League. Foto: EFE

Barcelona no pudo remontar al PSG en Champions League. Foto: EFE

Actualización • Mié, 10 / Mar / 2021 7:17 pm

Barcelona se despidió de la Champions League al ser eliminado en octavos de final por el PSG.

La remontada del Barcelona que parecía imposible en el Parque de los Príncipes, dar la vuelta al 1-4 del Camp Nou ante el PSG, sobrevoló el cielo de la capital francesa con un ilusionante juego de los azulgranas, que se estrellaron con un inspirado Keylor Navas, que arruinó su sueño (1-1).

Hasta 10 paradas firmó el "tico", incluido un penal a Lionel Messi, que mantuvo en pie a su equipo frente a una avalancha de juego de los visitantes, que dejaron una imagen imponente, aunque les faltó acierto de cara al gol.

Hacía tiempo que no daba el Barcelona la sensación de poder tutear a un grande lejos del Camp Nou, pero la abultada desventaja de la ida le hizo quedarse fuera de los cuartos de final de la Champions League por vez primera desde la temporada 2006/2007.

El equipo español atenazó a los parisienses, que vieron planear ante sus cabezas el fantasma de la remontada de 2017, pero que acabaron salvados por su meta y estarán por segundo año consecutivo en cuartos, tras haber alcanzado la final la pasada campaña.

Sin Neymar, lesionado, en el campo, el PSG sobrevivió a un juego de muchos quilates en el primer partido de Joan Laporta en el palco como presidente electo del Barcelona, aunque todavía sin poderes.

El Barça llegaba con una losa que solo la ilusión podía levantar y no faltó voluntad en los azulgranas, vestidos de amarillo en la lluviosa noche parisiense, para generar juego y ocasiones que dieran la vuelta a un marcador que parecía imposible.

Con tres atrás y De Jong como libre, los de Ronald Koeman salieron a por todas, secaron a Mbappé, su verdugo en la ida, y arrinconaron al PSG, que había avisado que saldría a por la victoria pero se vio obligado a achicar agua ante el torbellino rival.

La velocidad de Dembelé fue un estilete, rompió una y otra vez la zaga parisina, pero le faltó dinamita cuando no se encontró con el inspirado Navas y la remontada imposible solo parecía posible por la buena imagen del Barça.

El atacante francés, situado en el puesto de 9, alimentó con tres ocasiones en un cuarto de hora el sueño a medida que se achicaba el PSG, colgado a alguna internada de Mbappé, cuyo peligro seguía pesando en la memoria azulgrana tras su gran actuación en el Camp Nou.

El duelo parecía resumido en un cara a cara entre los dos franceses, aunque el del PSG metió más miedo, colocó a Mingueza con una tarjeta y dio algo de oxígeno a su equipo, aunque siguió sometido a la dictadura barcelonista.

Siguió fallón Dembelé y al equipo español le faltó la eficacia que colocara la guinda a su buen despliegue.

A la media hora una temeridad de Lenglet, que pisó a Icardi, pasó desapercibida al colegiado pero no al VAR, que permitió de penalti a Mbappé marcar su cuarto tanto en la eliminatoria.

El Barcelona, que mantenía la obligación de marcar 4, siguió creyendo con las mismas armas y mereció pronto el empate, que tras un disparo al larguero de Dest, solo llegó en un impresionante disparo de Messi desde 35 metros que se coló por una escuadra de Navas, la única forma de superar al "tico".

El argentino pudo superarle de nuevo en el ocaso del primer tiempo, tras un penalti de Kurzawa sobre Griezmann, pero Navas adivinó la trayectoria y rechazó el disparo de la pena máxima que rebotó en el larguero.

El fallo del penal de Messi pesó en la moral del Barcelona, que salió con menos ahínco tras el descanso, sin la misma fe tras ver cómo todo el despliegue del primer periodo no había servido para dejar apuntalada la remontada.

Pochettino modificó algo su dispositivo, presionó más alto y le costó más al Barcelona instalarse en el área rival.

Pese a ello, se procuró alguna ocasión, menos que en el primer tramo y con el mismo mal acierto de los atacantes y el bueno de Keylor, que volvió a mostrarse decisivo.

Sufrió menos el PSG a medida que los minutos le hacían acercarse a la clasificación y el miedo de la remontada se iba alejando.

PREVIA

EFE. Nunca antes el Barcelona ha conseguido remontar como visitante un resultado tan desfavorable como el que deberá superar este miércoles frente al PSG (1-4) en el Parque de los Príncipes para seguir vivo en la Champions League. Seguí la transmisión EN VIVO del partido.

El equipo de Ronald Koeman tendrá que inspirarse en la épica que protagonizó en 2017 con Luis Enrique en el banquillo frente al mismo rival, pero aquella vez en su estadio, al superar con un 6-1 el 4-0 que se habían traído de París.

Pero entonces el Barcelona actuó como local y esta vez tocará emular la gesta lejos de su estadio, aunque sin la presencia de público rival a causa de la pandemia del coronavirus, en un Parque de los Príncipes que cumple un año sin sus hinchas.

Los azulgrana, eso sí, llegan con la moral por las nubes después de la remontada en Copa del Rey ante el Sevilla de la semana pasada y de acercarse al 3 puntos del liderato de la Liga, aunque el Atlético de Madrid tiene un partido menos.

El equipo contará en su expedición con su nuevo presidente, Joan Laporta, que el domingo venció holgadamente en las urnas y el lunes ya visitó a la plantilla en la Ciutat Esportiva Joan Gamper.

Una vez fue consciente de su triunfo electoral, Laporta, rodeado de su equipo de campaña gritó eufórico "vamos a París a ver si remontamos".

El Barcelona, que no se pierde unos cuartos de la Champions League desde la temporada 2006/2007, afrontará el duelo con dos bajas importantes en la defensa, las de Gerard Piqué, con un esguince en el ligamento lateral interno de su rodilla derecha, y el uruguayo Ronald Araujo, que a pesar de haber entrenado con sus compañeros este martes, no forma parte del viaje.

Tampoco lo hacen por lesión Sergi Roberto, Ansu Fati y Philipe Coutinho.

También tendrá una baja de peso su rival, la de un Neymar que un mes después de su lesión no ha llegado a tiempo para regresar y que de esta forma se perderá un duelo de octavos por quinta vez desde que en 2017 aterrizó en París.

El entrenador argentino de los franceses, Mauricio Pochettino, aseguró que no hay ninguna euforia, y que su equipo saldrá a ganar el duelo, con la misma o mayor concentración con la que lograron un resultado tan favorable en Barcelona, que no tendrán en cuenta a la hora de afrontar el duelo.

El ambiente en París es más optimista que nunca, siempre con el fantasma de la remontada de 2017 en la memoria, pero convencidos de que han tomado las precauciones necesarias para no tropezar dos veces en la misma piedra.

El PSG aparece más sereno, confiado en que Kylian Mbappé asusta a un rival con la defensa muy mermada y que su gran actuación en Barcelona avala ese miedo.

Pochettino, mantiene también la duda del argentino Ángel di María, que acaba de volver al grupo tras un mes de baja. Pero el exmadridista tampoco estuvo en la ida y su posición, ocupada estos partidos por el español Pablo Sarabia, ha estado a buen recaudo.

Sin dos de sus estrellas, el PSG ha ganado cinco de sus seis duelos, incluido el disputado ante el Barcelona, lo que hace al técnico sacar pecho: el bloque frente a sus individualidades.

Pochettino también recupera al lateral Florenzi, mientras que el atacante Moise Kean prosigue su cuarentena tras haber sido controlado positivo por coronavirus.

En el centro del campo, el argentino Paredes volverá a ser la pieza clave del equipo, como ya lo fue en Barcelona, mientras que el técnico volverá a apostar por su compatriota Icardi para fijar la defensa blaugrana.

Alineaciones probable:

PSG: Navas, Kehrer o Florenzi, Marquinhos, Kimpembe, Kurzawa; Paredes, Gueye; Di María o Sarabia, Verratti, Mbappé; Icardi

Barcelona: Ter Stegen: Sergiño Dest, Lenglet, Umtiti, Jordi Alba; Sergio Busquets, Frenkie de Jong, Pedri; Messi, Dembélé y Griezmann.

Árbitro: Anthony Taylor (ING)

EFE • Futbolargentino.com • Mar, 09 / Mar / 2021 1:27 pm